Encabezado
Basílica de Nuestra Señora del Refugio
Diócesis de Ciudad Victoria
Como El Ciervo Al Agua Va
Como el ciervo al agua va, vamos hacia ti Señor;
pues de Ti tenemos sed, fuente del eterno amor.

Caminamos hacia ti, con alegres cánticos;
hoy venimos a tu altar, para amarte más, Señor.

Quien escucha mi gemir, dice: ¿Dónde está tu Dios?
el Señor se encuentra aquí, en la voz de júbilo.

Ya mi llanto ha de cesar: el Señor es Salvador
cuando que tenga que sufrir, en ti pensaré Señor.

Gloria al Padre Eterno, Gloria al Hijo Redentor
Gloria al Espíritu, que nos une en el amor.

">